domingo, 1 de diciembre de 2013

Hojaldres con nata montada y piñones


Es domingo, salimos a pasear aprovechado el sol del mediodía.
El escaparate de una pastelería me inspira el postre dominical.
Tengo hojaldre... Tengo nata para montar... ¡Bien!
Y en un plis, de la comida se hace una fiesta.

Siempre es más festivo si hay un postre especial
:-)

Ingredientes
1 lámina de hojaldre fresco
600 g de nata para montar bien fría de la nevera
70 g de azúcar glas
Piñones
Leche (para pincelar)
Azúcar

Elaboración
1.- Precalentar el horno a 200º
2.- Verter la nata en el vaso y, sin programar tiempo, poner velocidad 5. Ir vigilando por el bocal hasta que veamos que ha montado, entonces, para inmediatamente (si batimos en exceso podemos hacer mantequilla (*). Con la nata no hay problema en parar y volver a batir, de este modo, si paramos y vemos que todavía no está suficientemente montada, podemos continuar batiendo. Lo importante es no pasarse.)
3.- Añadir el azúcar glas y remover delicadamente con la espátula. Reservar en el frigorífico.
4.- Cortar a tiras el hojaldre. Pincelar con un poco de leche. Poner los piñones por encima y espolvorear con azúcar. Hornear durante unos 12 minutos. Dejar enfriar.

Montaje
Partir los hojaldres por la mitad, rellenar con la nata y decorar con azúcar glas.

(*) Si se nos hiciera mantequilla, ¡no tirarla! es la mejor mantequilla que podéis probar. Lo que ha sucedido es que, por batir demasiado, se ha separado el suero de la materia grasa. Colar, desechando el suero y escurrir bien. Eso sí, no tendréis nata para los hojaldres (siempre es recomendable tener nata de repuesto en la nevera, por si acaso)

domingo, 10 de noviembre de 2013

Sopa de cebolla y gruyère


Bienvenido otoño...

Hemos disfrutado de un largo veranito, que a partir de ahora empieza a quedar en el recuerdo.

¿Nos animamos con una sopa? En este caso de cebolla con queso gruyère.
Un sencillo, austero y clásico francés exportado a todo el mundo.

Ingredientes
80 g de queso gruyère, troceado
20 g de mantequilla
500 g de cebollas, peladas y cortadas por la mitad
20 g de harina
200 g de vino blanco
800 g de agua
1 cubito de caldo de pollo
1/2 cucharadita de sal (también se puede prescindir de ella)
2 pellizcos de pimienta blanca
Rebanadas de pan tostado,

Elaboración
1.- Poner en el vaso el queso y rallarlo durante 6 segundos en velocidad 7. Retirar y reservar.
2.- Incorporar la mantequilla y programar 1 minuto, 90º, velocidad 1.
3.- Añadir la cebolla y trocear durante 6 segundos en velocidad 4 y, a continuación, saltear durante 5 minutos a 100º en velocidad 1.
4.- Agregar la harina y mezclar durante 10 segundos, con el giro a la izquierda, y velocidad 3.
5.- Verter el vino blanco, el agua, el cubito de caldo y cocer durante 20 minutos a 100º, giro a la izquierda, velocidad 1.
Mientras tanto, precalentar el grill del horno a 210º.
6.- Sazonar la sopa con la pimienta y sal si hiciera falta, mezclar durante 20 segundos, giro a la izquierda, velocidad 1.
Verter la sopa en cazuelitas o platos individuales aptos para el horno.
Colocar en cada una de ellas el pan tostado y encima espolvorear con el queso gruyère.
Gratinar y servir inmediatamente.

Nota: Una receta de Vorwerk.

domingo, 3 de noviembre de 2013

Bombones de trufa


Nos ponemos golosos... El chocolate. Todo un mundo.

Y cuando piensas que sabes un poco, asistes a un taller de chocolates,
impartido por un maestro chocolatero, y piensas "sólo sé que no sé nada".

En los diversos encuentros con Joan Baldomá de Xoqo, he disfrutado mucho.
Pero, te das cuenta de lo difícil que es hacerlo bien y te fijas en los errores que cometes,
 que hasta ahora ni siquiera percibías.

De todas maneras y, con el permiso del maestro,
me he lanzado a hacer estos bombones de trufa que están de locura
(imagino, porque todavía no los puedo catar...)

Ingredientes
Para la parte exterior del bombón - Chocolate fondant (cuanto más bueno sea, mejor)

100 g de nata líquida
300 g de chocolate fondant
50 g de brandy o whisky (como mínimo Chivas Regal o Macallan - también hablamos de la importancia de usar siempre buena materia prima)

Cacao puro en polvo para rebozar alguna trufa e intercalarla con los bombones.

Elaboración
Preparamos la trufa:
1) Poner en el vaso la nata y calentarla durante 4 minutos a 100ª en velocidad 2.
2) Incorporar el chocolate troceado y poner el selector en velocidad 9, sin tiempo, hasta que quede bien triturado.
3) Añadir el licor escogido, mezclando durante 15 segundos en velocidad 6.
4) Verter la mezcla en un recipiente apto para el congelador y esperar a que coja consistencia.

Montaje
Deshacer en el microondas unos cuantos trozos de chocolate fondant, vigilando que no se queme. Para ello, poner unos segundos y sacar, comprobando la textura. Es preferible quedarse corto de tiempo que pasarse. Cuando haya una buena parte fundida, si quedan trocitos por deshacer, remover con una cuchara y con el mismo calor acabará de fundirse.

Poner este chocolate fundido en el molde escogido para los bombones, sin rellenarlo en exceso. La idea es hacer la cobertura exterior y dejar un hueco para que quepa la trufa. En mi caso he utilizado unos de silicona que ya tenía. Dejar los moldes boca abajo, encima de un papel vegetal, en la nevera para que solidifique más rápido.
Cuando la cobertura haya solidificado, se puede poner la trufa (ayudándose de dos cucharitas, sin llegar a la parte de arriba del molde) y cubrir de nuevo con cobertura fundida, dejando enfriar por última vez.

Yo he alternado los bombones con las trufas, cogiendo con un par de cucharas un poco de masa de trufa y rebozándola con cacao puro (también puede hacerse con fideos, avellanas troceadas, coco, ...)

Por último, una presentación bonita y...  a triunfar!!!

Nota: Receta base de la trufa de Vorwerk.

domingo, 27 de octubre de 2013

Pechuga de pollo rellena al vapor


Este plato es un comodín por dos motivos:
1) Estás cocinando algo que requiere un rato largo de vapor. ¡Aprovéchalo!
2) Queda genial tanto para tomar acabado de cocinar como para dejarlo hecho en el frigorífico.

Aquí os lo presento como recurso para aprovechar el vapor.
No importa qué estéis cocinando en el vaso,
pero a la mínima que se requieran 30 minutos de varoma... ¡Pechuga de pollo rellena extra!

Ingredientes
Filetes de pechuga de pollo
Queso para untar
Jamón de york
Ciruelas
Pistachos
Sal y pimienta
Berenjenas

Elaboración
1.- Poner en la encimera de la cocina un rectángulo grande de film transparente. Encima, disponer los filetes de pollo de manera que quede un rectángulo y salpimentar.
2.- Poner una capa de queso, sin llegar al extremo. Otra de jamón de york, las ciruelas, los pistachos y cualquier otra cosa que se os ocurra...
3.- Enrollar como si se tratara de un brazo de gitano, con la ayuda del mismo film que tenemos en la base. Una vez todo enrollado, coger el plástico que queda en los dos extremos y sujetándolo bien, hacer rodar el rollo para que se compacte bien.
4.- Colocarlo en el recipiente varoma, junto con unas berenjenas abiertas por la mitad a lo largo y con unos cortes para facilitar la cocción (que cuando estén cocidas, aliñaremos con aceite de oliva, sal, pimienta y hierbas aromáticas al gusto)
5.- En el momento que la receta que estemos preparando (por ejemplo un pisto), nos pida los 25-30 minutos de temperatura varoma, colocar el varoma en su posición y dejar que cuezca.

Notas
- Evidentemente, se puede rellenar con lo que se quiera, y/o poner unas lonchas de bacon en la primera capa (cuando hacemos el montaje), de manera que quedará el rollo recubierto de bacon.
- Cuando esté cocido y se ha retirado el plástico, se le puede dar un toque de horno para tostarlo por fuera.
- A menudo me hacéis el comentario sobre si hay la posibilidad de hacerlo poniendo sólamente agua en el vaso para que genere el vapor. Qué lástima, eso es desaprovechar la cocción. En ese agua podéis poner unas verduras y, de paso, hacer un riquísimo puré.

domingo, 20 de octubre de 2013

Alitas de pollo con cebollas al curry


Ir a casa de mamá siempre supone volver cargadita, cargadita.
Normalmente la nevera se llena de pescado que viene directo de la mar a casa,
pero en esta ocasión, además, se colaron unas alitas de pollo que han servido
para diversas elaboraciones.

Una de ellas es la que os presento aquí. Me han encantado por su sencillez,
el punto de cocción, la textura de la cebolla y el toque del curry.

Aquí os las dejo para un día de cada día o uno de fiesta.

Mamá, de rechupete. Pruébalas.

Ingredientes
250 grs de cebollas cortadas a octavos
30 grs de aceite de oliva virgen extra
600 grs de alitas de pollo
2 cucharaditas de curry en polvo
100 grs de caldo de pollo
Sal

Elaboración
1.- Poner en el vaso las cebollas con el aceite y sofreir durante 10 minutos en temperatura varoma y velocidad 1.
2.- Mientras tanto, preparar las alitas, desechando la punta, separando las dos partes y eliminando cualquier resto de pluma. Me va de maravilla acabar de ayudarme con el soplete de cocina. No hay nada peor que encontrar los característicos "pelillos" en el pollo al plato.
3.- Incorporar las alitas y volver a programar 10 minutos en temperatura varoma, giro a la izquierda y velocidad cuchara.
4.- Añadir por el bocal el curry, el caldo y un poco de sal*. Programar 10 minutos en temperatura varoma, giro a la izquierda y velocidad cuchara.

*Sal: Debemos vigilar mucho con la sal. Ya sabéis que este sistema de cocción concentra mucho los sabores y un exceso de sal puede fastidiarnos el plato.

NOTA.- Una receta adaptada de Vorwerk.

domingo, 13 de octubre de 2013

Samosas de jamón, queso y orégano


Las samosas son unas empanadillas con forma triangular
típicas de la cocina del sur de Asia.
Con la llegada a nuestros supermercados de la pasta filo,
se han popularizado y es frecuente encontrarlas en recetas diversas.

A mi me encanta lo crujiente
y, precisamente, ésta es la principal característica de esta elaboración.

Una masa fina, fina y mucho más ligera que el hojaldre.
Sus dobleces hacen que consiga tener diversas capas crujientes
antes de llegar a descubrirnos su interior.

Un bocadito caprichoso que hoy rellenamos de jamón y queso,
pero que admite mil variantes.

Ingredientes
Láminas de pasta filo rectangulares
Queso que funda (en este caso emmental)
Jamón de york
Orégano
Mantequilla fundida
1 huevo batido para pincelar
Piñones

Elaboración
1.- Poner en el vaso el queso, el jamón de york y el orégano y trocear durante unos segundos en velocidad 6.
2.- Cortar las láminas de pasta filo en tiras. En este caso, de cada lámina he hecho 4 tiras.
3.- Pincelar la tira con mantequilla fundida sin excederse para que no queden demasiado grasientas (puede fundirse en el microondas, sin pasarse)
4.- Poner en un extremo de la tira una cucharada de la preparación e ir plegando en forma de triángulo como se indica en el esquema, dejando siempre en la parte de abajo el último pliegue (para que no se abra).
5.- Pincelar con huevo batido y coronar con tres piñones.
6.- Hornear a 200º durante unos 10 minutos. Vigilando que no se quemen, ya sabéis que cada horno es un mundo.

sábado, 28 de septiembre de 2013

Coca de higos


Amor, con amor se paga.

Y esta es la explicación de la coca que os presento.
¡Maldición! Alguien se acerca con mi cesta de la compra y me regala una cajita de aquellos deliciosos higos
por los que yo bebía los vientos y me resistía a comprar por mi diabetes gestacional.

Así que digo "nada, a congelar y haremos helado cuando todo esto esté superado".

Pero mi filosofía del trueque me obliga a una elaboración
para agradecer tan preciado detalle.

"Todo un éxito", me dijeron al devolverme la bandeja.
No hacen falta más palabras. Estos son mis dulces generosos.


Ingredientes
50 g aceite de oliva virgen extra
200 g agua
25 g levadura prensada fresca
400 g harina
Higos lavados y cortados a rodajas finas
Aceite de oliva
Licor de anís seco
Azúcar moreno
Azúcar glas

Preparación
1.- Precalentar el horno a 225º.
2.- Poner el aceite, el agua y la levadura en el vaso y mezclar durante 1 minuto, a 37º y en velocidad 4.
3.- Añadir la harina por el bocal y programar 10 segundos en velocidad 4.
4.- Amasar durante 30 segundos, en posición "vaso cerrado", velocidad Espiga.
5.- Retirar la masa del vaso con las manos aceitadas. Dividir la masa en tantas bolas como cocas queramos hacer.
6.- Extender la masa en una bandeja de horno con papel de hornear, dándole la forma alargada (en cada bandeja pueden haber tres o cuatro cocas). Rociar con un chorrito fino de aceite de oliva, otro de anís seco y espolvorear con el azúcar moreno. Disponer las rodajas de higo y volver a rociar con el aceite, el anís y un poco de azúcar moreno.
7.- Hornear durante unos 20 minutos, aproximadamente; vigilando, porque si queremos una masa bien fina, con menos tiempo también estará (nos guiamos por el color de la masa del borde).
8.- Cuando esté fría, espolvorear con el azúcar glas.

miércoles, 11 de septiembre de 2013

Cazuelita de berenjenas blancas y pisto gratinada al horno


Se me estropeó la cámara y ¡no podéis imaginar qué cuento!
Ahora, cámara nueva en mano, arranco con esta cazuelita estupenda
para tener preparada con antelación o hacer y servir al momento.

Sencilla, sana y natural, alternando capas de berenjena blanca al vapor con especias y pisto
y con un toque final de queso que gratinaremos.

Aprovecho la receta para presentaros un último descubrimiento, esta vez en Lleida.
Se trata de un servicio de venta de productos de proximidad.
(No hace falta decir que los ingredientes de este pisto y la berenjena son adquiridos aquí)

Ara proximitat comercializa los productos directamente del campesino,
quien recolecta de acuerdo con los pedidos.
Te traen a casa la cesta (o puedes ir a buscarla a la tienda) los viernes.
A destacar la calidad de todo el género, el servicio y la amabilidad de Júlia, David y Judit.

Ingredientes
2 berenjenas blancas
500 g de tomates maduros
150 g de pimiento rojo en trozos
150 g de pimiento verde en trozos
300 g de cebolla a cuartos
300 g de calabacín (sin pelar) en trozos medianos
50 - 100 g de aceite de oliva virgen extra
500 g de tomate maduro
1 cucharadita de sal
1 pellizco de pimienta
Orégano
Albahaca
Queso parmesano

Preparación
1.- Cortar las berenjenas en rodajas (y sin pelar) y distribuirlas en el recipiente varoma.
2.- Poner los tomates en el vaso, triturar en velocidad 7 unos 15 segundos. Sacar del vaso y reservar.
3.- Sin lavar el vaso, poner los pimientos y la cebolla y trocear durante 4 segundos en velocidad 4. Volcarlo en el cestillo y reservar.
4.- Trocear el calabacín durante dos segundos en velocidad 4.
5.- Incorporar el aceite y las verduras reservadas, programando 15 minutos en temperatura varoma, giro a la izquierda y en velocidad cuchara. 
Quitar el cubilete y colocar el varoma con las berenjenas en su posición.
6.- Añadir el tomate, la sal, la pimienta y programar 20 minutos en temperatura varoma, giro a la izquierda y en velocidad cuchara, volviendo a colocar el recipiente varoma en su posición.

Montaje
En cazuelitas individuales aptas para el horno poner una rodaja de berenjena, una cucharada de pisto y espolvorear con albahaca y orégano, repetir berenjena-pisto-hierbas, hasta obtener unas tres capas. Espolvorear con el queso parmesano y ¡listo para gratinar!

miércoles, 4 de septiembre de 2013

Tallarines a la carbonara vegetal


La carbonara original no lleva crema de leche y sí huevo.
En este caso, la crema la hacemos con el huevo y el yogur,
una buena combinación sana y nutritiva.

Una alternativa sabrosa,
que no debéis dejar de escapar ahora que el verano roza su fin.

Como veréis, utilizo el parmesano en trozo. Se puede sustituir por los trozos de queso que queráis,
aprovechando el que queda seco o pequeñas porciones. En mi caso, evito las bolsas de queso rallado, puesto que contienen mucho más que queso y nunca tan bueno como el que podemos tener.

¡Una idea! Nuestro "queso rallado casero" al no llevar conservantes, ni antihumedad, ni... puede estropearse más rápidamente; así, podemos poner en una bolsa el queso que hemos rallado y congelarlo, quedando suelto para poder utilizar la cantidad que convenga.

Ingredientes
70 g de queso parmesano en un trozo
70 g de cebolla en rodajas finas
70 g de zanahoria en juliana
30 g de aceite de oliva virgen extra
150 g de calabacín en juliana
1/2 cucharadita de sal
1 pellizco de pimienta molida
300 g de tallarines
80 g de yogur griego
2 yemas de huevo
hojas de orégano (en la foto orégano fresco de cosecha propia)

Preparación
1.- Poner el queso en el vaso y rallarlo durante 10 segundos en velocidad 9. Retirar del vaso y reservar.
2.- Sin lavar el vaso, poner la cebolla, la zanahoria y el aceite y sofreir durante 5 minutos en temperatura Varoma, giro a la izquierda y velocidad 2.
3.- Incorporar el calabacín, la sal y la pimienta y programar 5 minutos a 100ºC, giro a la izquierda y velocidad 2.
4.- Mientras tanto, cocer los tallarines en abundante agua con sal y escurrirlos.
5.- Añadir al vaso el yogur, las yemas y el queso reservado. Mezclar durante 1 minuto con giro a la izquierda y velocidad 2. Verter la salsa sobre la pasta, decorar con el orégano y servir.

Nota.- Es una receta adaptada de "Vorwerk"

lunes, 12 de agosto de 2013

Ajoblanco de melón y brocheta de melón con jamón


Un encuentro entre compañeros, en el que cada cual aporta su pedacito de cocina
para acabar conformando un gran banquete. Así son los "yopongo". ¡Me encantan!


Para la ocasión mi aportación fueron unos vasitos de ajoblanco, fresquito, delicado...

Aprovecho esta entrada para hablaros de "Unicorn" la Coral Universitaria de Lleida
de la que formo parte y con la que comparto momentos de lo más gratos.

Y antes de pasar a los ingredientes y a la preparación,
os invito a ver el vídeo de presentación que grabamos,
una muestra de lo que somos y que mostramos bien orgullosos.



Ingredientes
100 grs de almendras crudas y peladas (puestas a remojo 24 horas antes)
1 diente de ajo sin germen
20 grs de vinagre blanco (de vino o de manzana)
500 g de melón (y bolitas para las brochetas)
50 g de miga de pan blanco
Sal
Pimienta blanca
50 g de aceite de oliva virgen extra
1 zanahoria
Lonchas de serrano cortadas muy finas
Semillas de amapola
Almendras laminadas ligeramente tostadas (se pueden tostar en el microondas)
Hojas de menta

Preparación
1.- Poner en el vaso las almendras, el ajo, el vinagre, el melón, la miga de pán, la sal y la pimienta y triturar durante 3 minutos en velocidad progresiva 5-10.
2.- Poner un peso encima del cubilete (por ejemplo un limón) para evitar que se levante y en velocidad 7, sin programar tiempo echar el aceite sobre la tapa, de manera que irá cayendo poco a poco al interior del vaso, para su emulsión.
3.- Retirar y dejar enfriar en el frigorífico.

Decoración
(Esta decoración es un ejemplo, pudiéndose adaptar cualquier otra con los productos que tengáis más a mano)
Poner unos cuantos trozos de jamón serrano entre dos láminas de papel de cocina e introducirlos en el microondas a máxima potencia durante unos segundos, vigilando que no se quemen y que queden tostados, secos y crujientes.
Brocheta: Insertar una bolita de melón, un trozo de jamón crujiente, envuelto de jamón tierno y otra bolita de jamón.
Dejar caer unas cuantas semillas de amapola, las almendras laminadas y las gotas de aceite.
Acabar de decorar con las tiras de zanahoria y la hoja de menta.

Nota: Receta adaptada del libro "Gourmet 30 Chef con Thermomix" de Mey Hofmann

domingo, 14 de julio de 2013

Crema de mejillones al curry con cebolleta fresca


Asocio los mejillones a los domingos de verano casi automáticamente;
recuerdos de la infancia que ninguna marea es capaz de arrebatar.

Mi padre ha dedicado su vida a la mar, incluidas las mañanas de los domingos de verano cuando, bien armado con unas gafas de buceo, un tubo, unas aletas, unos guantes, una red a modo de bolsa, ligada a un cinturón y unos plomos, se disponía a cosechar del mar este fruto tan deseado. A mí, me llevaba para quedarme en las rocas, vigilando sus pocos enseres personales: la camiseta, las llaves del coche y una toalla. Evidentemente, lo más importante eran las llaves del coche para poder regresar a casa desde la cala escogida sabiamente por él.

Me recuerdo pequeña, siguiéndole constantemente con la mirada; buscando las burbujas que indicaban dónde estaba y el tubo escupiendo agua de vez en cuando.

Cuando salía, siempre sonriente, se acercaba y me daba un beso, manifiéstamente cansado pero satisfecho. Sus ojos, más verdes que nunca, y su cara marcada por las gafas señalaban el final de la aventura.
Cargados llegábamos a casa y llenábamos el cajón de la fruta del frigorífico de mejillones, siempre destacando lo grandes que eran.
Inmediatamente, una buena olla se llenaba de ellos para cocerlos al vapor, e ir sacándolos uno a uno en su punto de cocción. Aperitivo ideal de verano antes de la paella.
El cajón se iba vaciando a lo largo de la semana para hacer hueco a la próxima remesa dominical.

Hoy, mi tributo va por él y os dejo este regalo musical, que Franca Masu dedica a su padre.





Ingredientes
200 g de agua
1000 g de mejillones limpios
150 g de cebolletas frescas
50 g de aceite de oliva virgen extra
25 g de mantequilla
50 g de harina
1 cucharadita de curry en polvo
600 g de caldo de pescado
Sal
Pimienta

Preparación
1.- Verter el agua en el vaso. Poner los mejillones en el recipiente Varoma, colocarlo en su posición y programar 10 minutos en temperatura Varoma y velocidad 1.
2.- Retirar el recipiente Varoma. Colar el agua del vaso y reservarla.
3.- Sin lavar el vaso, poner las cebolletas (partidas por la mitad) junto con el aceite y trocearlas durante 3 segundos en velocidad 5.
4.- Sofreir durante 15 minutos en temperatura 100º y velocidad 1.
Mientras tanto, separar los mejillones de las valvas y cortarlos en trozos pequeños (con unas tijeras)
5.- Añadir la mantequilla, la harina , el curry, el caldo de pescado y el caldo de los mejillones y programar 9 minutos a 100º en velocidad 3.
6.- Incorporar los mejillones, la sal y la pimienta. Mezclar durante 15 segundos en velocidad 2 y servir.

lunes, 8 de julio de 2013

Publicación en la revistas educativas "Aula" y "Guix"

Comparto con vosotros un artículo que me han publicado este pasado mes de junio
en las revistas "Guix" Nº 395 y "Aula" Nº 222, ambas de Editorial Graó.
Deseo que os guste.




viernes, 28 de junio de 2013

Limonada con cerezas


¡Bienvenida al verano!
Aunque este año se está resistiendo un poco...

Aquí tenéis una limonada básica a la cual le he añadido
unas cerezas naturales deshuesadas.
Simpática combinación para ir mordiendo mientras se bebe.

Feliz entrada a la temporada estival.

Ingredientes
100 g de azúcar (o su equivalente en edulcorante)
2 limones
1000 g de agua fría
12 hielos (aprox.) y 12 cerezas deshuesadas (aprox.) en la jarra de servir

Preparación
1.- Poner en el vaso el azúcar (o el edulcorante), los limones y el agua fría. En posición "vaso cerrado", pulsar el turbo sin soltar durante dos segundos.
2.- Introducir el cestillo en el vaso, para que nos sirva de colador, y sujetarlo con la espátula, vertiendo la limonada en la jarra que tenemos preparada con los hielos y las cerezas. 

domingo, 19 de mayo de 2013

Patatas al vapor con allioli y cebollino


El allioli nos ha acompañado en grandes celebraciones
y, a veces, un poco más (por aquello de que repite).

Y me gusta tanto que, pese a la repetición,
caigo en la tentación a la más mínima.

Aquí os presento la madre de los alliolis.
Es decir, allioli de "all i oli" (ajo y aceite),
sin huevo, como sólo los sabios de antaño sabían hacer.
Con la gran ventaja que su conservación es excelente
y ¡admite transporte!

Lleva una cantidad importante de ajos, ¡evidentemente!
La madre del cordero para que ligue. Pero no os asustéis, queda espectacular.
Eso sí, he podido comprobar que, por la misma cantidad de ajos,
unas veces queda más fuerte que otras y esto será debido al propio ajo en sí, imagino.

Para compensar, unas patatas al vapor, frías. ¡¡¡Menuda tapa!!!
__________________

26-05-2013 Reedición de la entrada:

No suelo reeditar entradas, a no ser que detecte algún error,
pero en este caso el tema es distinto,
puesto que cuando publiqué esta entrada en Facebook
a alguien le inspiró un poema que no puedo dejar de compartir aquí con vosotros:

Bullides al vapor,

amb versos verds
la bellesa en safata,
l'olor, un poema
per l'ànima,el sabor,
no tinc paraules...
sense ou però amb
el teu oli i all, lligarem...

Onatge Llevant 


(Me atrevo a traducirlo)

Hervidas al vapor,
con versos verdes,
la belleza en bandeja,
el olor, un poema
para el alma, el sabor,
no tengo palabras...
sin huevo pero con
tu aceite y ajo, ligaremos...

Sin palabras me has dejado. Sencillamente precioso...

Ingredientes
Para el allioli
250 grs de aceite de oliva suave
50 grs de ajos pelados
50 grs de aceite de oliva virgen extra
20 grs de zumo de limón
1 cucharadita de sal

Para las patatas al vapor
3 patatas peladas, lavadas y cortadas en lascas
500 grs de agua

Para la decoración
Cebollino

Preparación
1.- Poner encima de la tapa una jarra y tarad la báscula para pesar los 250 g de aceite de oliva suave. Reservar.
2.- Introducir en el vaso los ajos, el aceite virgen extra, el zumo de limón y la sal. Triturar durante 3 minutos en velocidad 5. Tiene que quedar una pasta. De no ser así, bajar los restos del vaso y de la tapa y programar un minuto en velocidad 7.
3.- Colocar la mariposa en su posición. Poner la tapa al vaso y el cubilete boca a bajo. Programar 4 minutos en velocidad 3 e ir añadiendo el aceite reservado, echándolo encima de la tapa, poco a poco, a lo largo de los 4 minutos.
4.- Bajar los restos de la tapa y del vaso y programar 10 segundos en velocidad 2.
5.- Retirar y reservar.
6.- Sin lavar el vaso, añadir los 500 g de agua, introducir el cestillo en el interior e incorporar las patatas. Programar 25 minutos en temperatura varoma velocidad 2.
7.- Retirar el cestillo, con la ayuda de la muesca de la espátula y disponer las patatas en una fuente para que se enfríen.
8.- Una vez frías las patatas (no necesario de frigorífico), echar por encima el allioli y el cebollino cortado.

Nota.- Receta del allioli de Vorwerk.

martes, 30 de abril de 2013

Ensalada envuelta de canelones Fadaic


Una entrada fresquita para llamar al buen tiempo.
Ideal para dejar preparada en el frigorífico.
Y, en este caso, los canelones, tienen su marca: Fadaic,
porque su calidad los destaca y, al requerir tan sólo remojo,
nos facilitan mucho el trabajo, con resultados realmente sorprendentes.

Ingredientes
para 12 unidades

12 placas de canelones Fadaic

Mayonesa: 
300 g de aceite de oliva virgen extra
1 huevo
1 cucharadita de vinagre
25 g de agua
Sal

1 bolsa de lechugas variadas
10 palitos de mar semicongelados
1/2 bote de aceitunas verdes rellenas
1 lata de berberechos al natural

Orégano

Preparación
1 hora antes poner las placas a remojo con agua fría.
1.- Preparar la mayonesa: Poner sobre la tapa del vaso una jarra y pesar 300 g de aceite. Reservar.
2.- Poner en el vaso el huevo, el agua, el vinagre y la sal y remover durante 10 segundos en velocidad 4.
3.- Poner velocidad 4 sin programar tiempo y con el cubilete puesto, y un peso encima de él (como puede ser un limón) ir incorporando el aceite poco a poco vertiéndolo sobre la tapa (de manera que irá bajando al vaso gotita a gotita). Cuando se haya añadido todo el aceite, dejar unos segundos más y ya tendremos la mayonesa. Retirar y reservar.
4.- Sin lavar el vaso, añadir por este orden: el contenido entero de la bolsa de lechugas variadas, las aceitunas verdes y los palitos de mar. Tapar y, sin el cubilete, poner la espátula por el bocal. Poner velocidad 4 e ir removiendo con la espátula, para facilitar la integración de todos los ingredientes. En unos 10 segundos estará suficientemente troceado y mezclado.
5.- Quitar la tapa, añadir 150 g de mayonesa y la lata de berberechos escurridos. Remover con la espátula.
6.- Poner en una manga pastelera para rellenar los canelones siguiendo la técnica de "Cómo enrollar canelones sin ser un rollo"
7.- Para servir, cubrir con un poco de mayonesa y espolvorear con orégano.

Si os ha gustado esta propuesta, aquí tenéis un canelón dulce que "quita el sentio".

Y aquí mi pequeño homenaje a Bebo Valdés

sábado, 23 de marzo de 2013

Berberechos al cava


Supongo que si en la pesca del arrastre mediterráneo
o en el marisqueo del mismo litoral,
hubiera berberechos, habrían formado parte de la dieta de mi infancia
como lo fueron las sepias o los mejillones.

Siempre los había comido de lata, a la hora del aperitivo
o del estupendo vermut en terracita.

Hasta que me atreví a cocinarlos yo misma. La cosa cambia. ¡Y tanto!

Ingredientes
1000 g de berberechos (puestos en agua fría y sal para que suelten la arena)
100 g de cebolla
Unas hojas de perejil
50 g de aceite de oliva
1 pizca de pimienta blanca
Sal (con mucha precaución)
200 g de cava

Preparación
1.- Poner en el vaso la cebolla, el perejil y el aceite y trocear durante 3 segundos en velocidad 5.
2.- Programar 8 minutos en temperatura Varoma y velocidad 2.
3.- Añadir la pimienta, la sal y el cava. Programar 5 minutos en temperatura Varoma y velocidad 2.
4.- Poner los berberechos en el recipiente varoma y aclararlos bien con agua fría. Quitar el cubilete y colocar el recipiente varoma en su posición, programando 5 minutos en temperatura Varoma y velocidad 2.
5.- Servir los berberechos en una fuente repartiendo la salsa por encima.

Fuente: Vorwerk.

lunes, 11 de marzo de 2013

Hojaldre de pisto y bacalao


Viernes por la noche. En mi casa se ha instaurado la "cena del viernes".
Que todos seamos capaces de no comprometernos con nada ni nadie más
y poder estar juntos de manera relajada y divertida.
Cada vez más es difícil cuadrar horarios y coincidir todos en la mesa.

En estas cenas se admiten peticiones y se hace a medida lo que convenga.

Los viernes representan el fin de la semana laboral
y el inicio del fin de semana. Disfrutémoslos!!!

Hoy es lunes, si os ha gustado la idea, tenéis cinco días para ir preparándola. Jeje...

Ingredientes
1 plancha de hojaldre cuadrada
100 g de cebolla a cuartos
1 ajo
150 g de calabacín con piel, en 4 trozos
100 g de pimiento en trozos
40 g de aceite de oliva virgen extra
200 g de bacalao en salazón desalado y desmigado
4 cucharadas de salsa de tomate
1 pellizco de sal
La clara de un huevo (para pintar el hojaldre)
Semillas de sésamo y de amapola (para decorar)

Preparación
1.- Poner en el vaso la cebolla, el ajo, el calabacín, el pimiento y el aceite y trocear durante 2 segundos en velocidad 5.
2.- Colocar el cestillo, con el bacalao dentro, en el interior del vaso ycocinar durante 12 minutos, temperatura Varoma en velocidad 1.
3.- Con la muesca de la espátula, retirar el cestillo y ponerlo encima de un plato para que escurra. Añadir el tomate y la sal y terminar de cocinar durante 5  minutos a 100º y velocidad 1.
4.- Retirar el pisto del vaso y ponerlo en el cestillo encima de bacalao con la finalidad de que acabe de escurrir todo bien. Remover y dejar enfriar.

Precalentar el horno a 200º

5.- Con un rodillo, estirar un poco la masa de hojaldre y dividirla en cuatro partes iguales. Poner en cada una de ellas una parte del pisto con el bacalao de manera que queden bien rellenos pero que podamos cerrarlos cómodamente. Para cerrar los hojaldres, pincelar con agua los bordes, doblar por la mitad y acabar de sellar presionando con un tenedor.
6.- Pintar los hojaldres con la clara de huevo y poner encima las semillas.
Hornear durante 20 minutos, vigilando que no se doren en exceso.

Nota.- Cuando se saquen del horno, ponerlos encima de una rejilla para que enfríen sin condensaciones.
El hojaldre aguanta bien de un día para el otro sin nevera y sin taparlos en exceso. Ideal dejarlos encima de la rejilla cubiertos por un paño fino.

domingo, 3 de marzo de 2013

Buñuelos de cuaresma


Mezclando la tradición con la tecnología...
Fantásticos mientras se trabaja.

Hay que cuidarse y es tiempo de Cuaresma;
pues, como manda la tradición: ¡Buñuelos!

Curiosamente es la misma masa del profiterol, la lionesa, los petisú...
que varía si horneamos o freimos. Es la masa choux.

En este caso, por votación popular, los he rellenado de crema.

Ingredientes
Para la masa del buñuelo
160 g de harina de repostería
1/2 cucharadita de levadura química
250 g de agua
100 g de mantequilla
1 cucharadita de azúcar
1 pellizco de sal
4 huevos

Para el rebozado
Un plato con azúcar

Para la crema pastelera de relleno
50 g de azúcar
250 g de leche
25 g de maizena
1 huevo y 1 clara
Unas gotitas de esencia de vainilla

Preparación de los buñuelos
1.- Poner un bol sobre la tapa de la TMX, pulsar la función balanza y pesar la harina. Añadir la levadura. Reservar.
2.- Verter en el vaso el agua, la mantequilla, la sal y el azúcar y programar 4 minutos, 100º, velocidad 4.
3.- Abrir la tapa y añadir la harina con la levadura de golpe, mezclar durante 15 segundos en velocidad 4.
Retirar el vaso de la máquina y dejar templar unos minutos.
4.- Volver a colocar el vaso en la máquina y poner en marcha en velocidad 4, añadiendo los huevos uno a uno por el bocal. Retirar y dejar enfriar.
5.- Poner una sartén con aceite abundante a calentar.
6.- Verter la masa en una manga pastelera (yo lo prefiero así, aunque también pueden hacerse con la ayuda de dos cucharitas) e ir poniendo en el aceite caliente montoncitos de pasta, que se irán friendo, dar la vuelta para cocer por el otro lado.
7.- Recién sacados del aceite, pasarlos por el plato con el azúcar para rebozarlos.

Preparación de la crema pastelera
1. Poner todos los ingredientes en el vaso y programar 7 minutos a 90º en velocidad 4.
2.- Verter en una manga pastelera con boquilla acabada en punta para facilitar el relleno. Dejar enfriar.

Relleno
Ir cogiendo los buñuelos ya rebozados e ir introduciendo la crema pastelera, que tenemos en la manga, en su interior.

lunes, 11 de febrero de 2013

Pintxo de champiñones y jamón de pato


Cerré el verano con una salida a Vitoria.
Entre zuritos y pintxos asumí el compromiso 
de publicar una elaboración propia inspirada en la ocasión
(¡vaya faena, con el nivelazo de la zona!)

La prueba está en que me ha costado unos cuantos días decidirme.

Pero hoy sí. Este pintxo se lo merece.
Está a la altura de esos recuerdos entrañables.

Ingredientes
4 ajos grandes
25 g de aceite de oliva virgen extra
1 cebolleta y 3 ajos tiernos cortados a rodajas
600 g de champiñones limpios y troceados en 4 partes
50 g de agua
Sal
Perejil picado
Rebanadas de pan bueno (tostarlo un poco)
Lonchas de jamón de pato
Pimientas de colores recién molida

Preparación
1.- Poner en el vaso los ajos y el aceite y trocear durante 5 segundos en velocidad 5. Programar 7 minutos en temperatura Varoma y velocidad 1.
2.- Añadir la cebolleta y los ajetes y sofreir durante 5 minutos en temperatura Varoma velocidad 1.
3.- Poner la mariposa en las cuchillas e incorporar los champiñones, el agua y la sal. Cocinar durante 8 minutos en temperatura Varoma, velocidad 1.
4.- Quitar el cubilete y poner el cestillo en su lugar (para facilitar la evaporación). Programar 5 minutos temperatura Varoma velocidad 1.
5.- Servir en una fuente ancha. Espolvorear con el perejil.

Montaje del pintxo.- Sobre cada rebanada de pan, distruibuir generosamente champiñones, regar con un poco de su salsa y cubrir con la loncha de jamón de pato (yo le he dado un mínimo toque de plancha). Espolvorear con las pimientas e insertar el palillo característico (jeje, el mío auténtico de la zona...)




domingo, 3 de febrero de 2013

Garbanzos con pimientos, pasta y su peineta


Unos garbanzos con peineta, presumidos, de Carnaval,
bailan contentos entre pimientos, tomate y pasta.

Perfectos para dejar preparados
y tomar en casa o en el trabajo.

Hace tiempo que no acompañaba la receta con música.
Hoy toca.
Un descubrimiento reciente, espero que os guste.


Ingredientes
4 cebolletas tiernas
4 dientes de ajo
40 g de aceite de oliva
150 g de tomate natural triturado 
1 hoja de laurel
1 cucharadita de sal
70 g de pimiento verde cortado en tiras
70 g de pimiento rojo cortado en tiras
380 g de agua
130 g de pasta seca corta
1 bote de garbanzos cocidos y escurridos (aprox. 400 g)

Preparación
1.- Poner en el vaso las cebolletas, el ajo y el aceite y trocear durante 5 segundos en velocidad 5.
2.- Cocinar durante 5 minutos en temperatura varoma, velocidad 1.
3.- Incorporar el tomate, el laurel, la sal y los pimientos y programar 7 minutos, temperatura varoma, giro a la izquierda y velocidad cuchara.
4.- Agregar el agua y programar 3 minutos, 100º, giro a la izquierda y velocidad 1.
5.- Añadir la pasta por el bocal, poner los garbanzos en el recipiente varoma, situarlo en su posición y programar los minutos que indique el paquete para la cocción de la pasta, temperatura varoma, giro a la izquierda y velocidad cuchara.
6.- Poner en el recipiente para servir los garbanzos y verter encima todo el contenido del vaso.

sábado, 26 de enero de 2013

Puré de calabacín, cebolla y espinacas con brocheta de rape y vegetales


Una cena de diario, sencilla, ligera y apetitosa a la vista,
sin demasiado trabajo para preparar ni para cocinar,
que ya vamos bastante liados y liadas...

Mis ingredientes: los que tenía más a mano,
pudiéndose sustituir perfectamente a la elección de cada cual.

Ingredientes

Para el puré:
1 cebolla
1 calabacín
Un buen puñado de hojas de espinacas frescas
500-700 g de agua (a elección, por si os gusta más claro o más espeso)
Sal
Pimienta

Para la brocheta:
1 berenjena (cortada a dados)
1 pimiento rojo
1 cebolla
La cola de un rape, deshuesada y cortada a dados
Eneldo, pimentón, estragón,... (aromatizar con hierbas al gusto)
Aceite de oliva

Elaboración
1.- Preparar las brochetas (alternando berenjena-rape-pimiento-rape-cebolla). (Yo hice 2 por comensal) Colocar en el recipiente varoma, poner las hierbas aromáticas tapar y reservar.
2.- Poner en el vaso la cebolla a cuartos, el calabacín a trozos y las hojas de espinacas. Trocear durante 5 segundos en velocidad 5, poniendo la espátula por el bocal para acompañar a las espinacas. Añadir el agua, la sal y la pimienta.
3.- Colocar el varoma en su posición y programar 30 minutos, temperatura varoma, velocidad 1.
4.- Cuando haya terminado, retirar el varoma. Esperar a que baje un poco la temperatura y triturar en velocidad progresiva 5-10 durante 1 minuto.

Para servir: Poner el puré en bols individuales, la brocheta encima y regar con un poco de aceite de oliva.

viernes, 11 de enero de 2013

Pasta con lo que quieras


Cocinar: siguiendo el manual y/o siguiendo el instinto...
El día a día nos obliga a optar por la última opción.
Un poco de esto, algo más de aquello, añado por aquí...
Y nos salen platos sorprendentes e irrepetibles (jajaja)

Pues bien, aquí presento una improvisación de pasta,
con truco incluido, que os va a encantar.

Ingredientes
Aceite (un chorrito, el que queramos... a instinto... venga... para quien quiere manual: de 20 a 50 g)
1 cebolla (o no porque hay a quien no le gusta) o calabacín o pimiento o...
Tomate troceado (cantidad a ojo, porque hay quien los quiere con mucho tomate... otros con menos...)
Jamón o bacon o chorizo o nada... (al gusto del consumidor)
Sal (si la ponéis)
1 cucharadita de azúcar (para quitar a acidez al tomate)
Agua (imprescindible!)
Pasta (evidentemente) - La cantidad se determina a continuación

Preparación
1.- Poner el aceite en el vaso y calentar durante 3 minutos a 100º en velocidad 1
2.- Añadir las verduras y sofreir durante 10 minutos a 100º en velocidad 1
3.- Incorporar el tomate y otros acompañamientos, la sal y el azúcar. Cocinar durante 20 minutos a 100º en velocidad 1.
4.- AQUÍ VIENE EL TRUCO: Incorporar agua hasta que el nivel llegue a la marca interna del vaso de 1 litro (para 250g de pasta) o hasta la marca de 2 litros (para 500g de pasta)
5.- Calentar hasta que vuelva a hervir (dependiendo del agua añadida 3-5 minutos 100º velocidad 2).
6. Añadir la pasta por el bocal y programar el tiempo de cocción indicado en el paquete a 100º velocidad 1, giro a la izquierda.

CONCLUSIÓN: Preparamos un sofrito como queramos, añadimos agua hasta el litro y echamos 250 g de pasta (o hasta los dos litro y echamos 500 g de pasta). Dejamos hervir el tiempo indicado en el paquete.-
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...